apetito artificial

¿Apetito Artificial?  La necesidad de saber!!

Cuando los niveles de glucosa son bajos, el hígado manda señales al hipotálamo provocando esa sensación de: “Necesito un sándwich AHORA”. Casi siempre nos dirigimos al refrigerador cuando sentimos el primer crujido del estómago (siendo una simple contracción del estómago), nunca escuchamos con suficiente atención lo que el cuerpo nos pide. En un estudio, los participantes consumieron más calorías cuando la comida se les presentaba en platos de cerámica y servilletas dobladas (señal de “hora de comer”) que cuando comían de envases pequeños asociándolos con colaciones. Otros estudios señalan que mientras más grande es el plato, más masticamos, independientemente del apetito.

¿Por qué tanta confusión? Aparte de factores situacionales, el hipocampo, una zona del cerebro conectado al aprendizaje y la memoria, también ayuda con la sensación de sentir hambre. Bastan unos segundos para que se interfiera en la función del hipocampo, haciendo que el verdadero sentimiento de hambre sea difícil de descifrar. ¿Desde cuándo el hambre se convirtió en un juego de detectives?

Share and Enjoy:
  • Print
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google Bookmarks
  • Blogplay
  • Twitter